Loading...

Blog

DONDE HABLAMOS DE LA BOLSA
Home / Blog

Forex Trading: Las mejores señales

Muchos lectores se preguntan: Forex, ¿qué es? Al igual que el mercado de valores, se trata de la inversión en un activo, en este caso una moneda.

Si el lector espera una apreciación de la moneda, es decir, un aumento de su precio, debe abrir posiciones largas: primero comprar (apertura de la posición) y luego vender (cierre de la posición). En caso contrario, debe realizar posiciones cortas: primero vender (apertura de la posición) y luego comprar (cierre de la posición).

Como una acción, una moneda se puede cotizar contra diferentes monedas. En el caso de las acciones, esto dependerá de la bolsa de valores donde la empresa esté admitida a cotización.

La empresa británica Vodafone puede negociarse en el mercado de Londres, en este caso se cotiza en libras esterlinas (peniques), o a través de la bolsa del Nasdaq, donde se cotiza en dólares estadounidenses (USD), a través de un ADR.

Podríamos ejemplificarlo de la siguiente manera:

Vodafone / GBP: el activo en el que se invierte, es el primero del par; la moneda en la que se negocia, es la segunda del cruce, en este caso libras esterlinas.

Vodafone / USD: el activo en el que se invierte, es el primero del par; la moneda en la que se negocia, es la segunda del cruce, en este caso dólares estadounidenses.

La negociación de divisas se realiza a través de pares de divisas. El primero que aparece, es la divisa que pretendemos negociar, en otras palabras, el activo en el que invertimos; la segunda parte del cruce, es la divisa en la que cotiza el activo.

El lector debe saber que el valor de una moneda depende fundamentalmente de las políticas monetarias del banco central que emite esa moneda, con fuerte  impacto en la balanza comercial y de capitales.

Si el mercado Forex se inunda de divisas, como resultado de un estímulo monetario o por la reducción de las tipos de interés por parte del banco central, esa divisa debería depreciarse, como resultado del exceso de oferta en el mercado.

Sin embargo, al igual que el mercado de valores, el análisis fundamental ya no tiene sentido: eso fue hace años.

Por ejemplo, hace 40 años, un déficit en la balanza comercial de EE. UU, podría provocar una fuerte caída del dólar estadounidense, debido a la presión vendedora sobre el USD en el mercado de divisas; hoy, no es así, el mercado ignora por completo esta situación: vivimos en una “nueva normalidad”.

No nos queda más que negociar a través de tendencias, ya sean ascendentes o descendentes; es decir, negociar con las probabilidades a nuestro favor.

Entonces ¿Cómo identificarlos?

Para este ejemplo, decidí utilizar la situación del mercado Forex a cierre de la sesión del 5 de octubre de 2020.

Para el ejemplo utilicé las siguientes monedas: Plata (XAG/USD); Oro (XAU/USD); Franco suizo (CHF/USD); Euro (EUR/USD); Yen japonés (JPY/USD); Dólar australiano (AUD/USD); Dólar de Singapur (SGD/USD); Dólar neozelandés (NZD/USD); Libra esterlina (GBP/USD); Dólar canadiense (CAD/USD); y el rublo ruso (RUB/USD).

Como podemos ver, todos los pares usan el USD como moneda cotizada (segunda parte del par); por lo tanto, hace posible la comparación del rendimiento para el año en curso.

En la Figura 1 podemos ver la rentabilidad acumulada de las diferentes monedas cotizadas en USD para el año en curso, entre el final de 2019 y el cierre de la sesión del 5 de octubre de 2020.

Figura 1

Los metales preciosos registraron aumentos significativos frente al dólar estadounidense (USD), así como al franco suizo y al euro, aunque de menor tamaño: 6,5% y 5,4% respectivamente.

La plata registró un aumento de más del 30% y el Oro superior al 25%. En el lado negativo, tenemos al rublo ruso, con un descenso del 20%. La libra esterlina (GBP) perdió solo un 1% frente al dólar, a pesar de toda la incertidumbre asociada con la negociación del acuerdo de salida del Reino Unido.

Para identificar tendencias, aplicamos dos condiciones:

Ascendente: MM22> MM50> MM200; las siglas MM significan media móvil; en este caso, si la media móvil simple de 22 días es superior a la media móvil de 50 días, que a su vez, es superior a la de 200.

Descendente: MM22 <MM50 <MM200.

Al aplicar este filtro, podemos ver el resultado en la Figura 2.

Los pares de divisas XAGUSD, XAUUSD, CHFUSD y JPYUSD están en una tendencia alcista; en el caso de los pares SGDUSD, GBPUSD, CADUSD y RUBUSD, están en una tendencia bajista, de acuerdo con el criterio de las medias móviles.

Ahora analizaremos cada par de divisas en el que detectamos una posible tendencia, con el fin de verificar cada par de divisas en particular.

Figura 2

En el caso de la Plata (XAGUSD), hubo una tendencia a la baja desde que el máximo se vió a principios de 2011, en torno a 50 USD por onza, hasta finales de 2015, como podemos ver en la Figura 3.

A partir de ese momento, tuvimos una tendencia lateral, entre un soporte alrededor de 13,8 USD la onza y una resistencia alrededor de 19 USD la onza.

Figura 3

En el presente año, esta lateralidad se rompió, en sentido ascendente, superando la importante resistencia de 26.5 USD la onza; sin embargo, la perdió una vez más.

Así, en caso de volver a romper los 26,5, en sentido alcista, se confirmará la tendencia alcista iniciada este año; de lo contrario, si la plata vuelve a perder 19 USD por onza, es probable que regrese la lateralidad que se produjo durante mucho tiempo.

En el caso del Oro (ver Figura 4), tenemos una tendencia alcista de largo plazo, donde podemos identificar tres puntos: octubre de 2008, finales de 2015 y septiembre de 2019, con mínimos crecientes.

Entre 2015 y 2019 se formó un triángulo ascendente, con una línea de resistencia horizontal alrededor de 1350 USD la onza; se rompió al alza en 2019.

Desde entonces, el oro ha estado en una fuerte tendencia alcista, habiendo alcanzado un nuevo máximo de alrededor de 2073 USD por onza.

Figura 4

¿Qué es lo esperado?

Todo depende de si el Oro podrá romper al alza, el máximo anterior de 1 920 USD la onza; si esto sucede, podremos ver nuevos máximos históricos, si vuelve a romper los 2073 USD la onza.

Si corrige, es decir, si el precio se mueve a la baja, hay un soporte importante que se debe tener en cuenta, alrededor de los 1780 USD la onza.

En relación al Franco Suizo (CHF), es una moneda que ha estado en tendencia bajista desde 2011, como podemos ver en la Figura 5.

En 2020, esta línea de tendencia bajista se rompió al alza, cotizando cercano a la resistencia de 1,10 USD; posteriormente, realizó un “retroceso” a la línea de tendencia, que ahora funciona como soporte.

Si la resistencia de 1.10 USD se rompe y consolida este movimiento, podríamos ver una nueva tendencia, en este caso alcista.

Figura 5

El yen japonés, al igual que el franco suizo, tiene una tendencia a la baja a largo plazo frente al dólar. Sin embargo, desde 2014, se inició la formación de una tendencia alcista, como podemos ver en la Figura 6.

En la actualidad, está cerca de romper la resistencia en torno a 0,95 USD; si esto sucede, el nuevo objetivo es alrededor de 1 USD, donde se sitúa la siguiente resistencia relevante.

Figura 6

El dólar de Singapur también está en tendencia bajista.

Actualmente, está cerca de esta línea de tendencia. Si la rompe, en dirección ascendente, podemos ver una reversión de esta tendencia, de lo contrario, puede probar la importante línea de soporte, alrededor de 0,69 USD.

Figura 7

La libra esterlina ha tenido una fuerte tendencia a la baja desde 2008 (ver Figura 8); tenía un mínimo en 2016, cuando tuvo lugar el Brexit, y otro en abril de este año, alrededor de 1,15 USD por libra esterlina.

Para revertir esta tendencia a la baja, tendrá que superar la resistencia principal alrededor de 1.30 y la línea de tendencia a la baja a largo plazo.

El doble mínimo que se produjo, ambos en 1,15 USD, podría representar una reversión definitiva de esta tendencia a largo plazo: en las próximas semanas lo sabremos.

Figura 8

El dólar canadiense, al igual que las monedas anteriores, tiene una tendencia a la baja a largo plazo (ver Figura 9) frente al USD. Ahora hay dos nuevos objetivos para las próximas semanas: el primero, alrededor de 0,73 y el segundo, alrededor de 0,68 USD.

Hay que tener en cuenta que realizó un doble suelo en enero de 2016 y abril de 2020, lo que indica la posibilidad de cambiar esta tendencia, para confirmar esta reversión, deberá romper definitivamente la línea de tendencia bajista de largo plazo.

Figura 9

Finalmente, el rublo ruso, la moneda que está en una fuerte tendencia bajista.

Este año, se depreció más de un 20% frente al USD, algo importante para una moneda.

Como podemos ver en la Figura 10, hubo un doble suelo, que podría indicar un cambio de tendencia; sin embargo, volvió a probar 0,013 USD.

Por lo tanto, si el precio rompe esta línea de soporte en una dirección descendente, la línea de tendencia bajista puede acentuarse, y este nivel comenzaría a funcionar como resistencia en lugar de soporte.

Figura 10

Como habrá visto el lector, el análisis técnico es algo que puede ayudarle a tomar decisiones de inversión exitosas.

Para ello, debe tener muy claro la tendencia del activo, el mejor punto de entrada y salida de la posición.

También debe usar osciladores y retrocesos de Fibonacci para confirmar estas decisiones.


Prueba invertir en divisas en simulación y practica tus estrategias aquí

 

 

 

 

 


Para atender y contestar las solicitudes recibidas necesitamos tratar tus datos personales. Más información sobre el tratamiento de tus datos y tus derechos Aquí.